Comentario de texto: ‘Meriton salvó al Valencia CF del colapso y lo está volviendo a hacer grande’

imagen86339d

08 Nov Comentario de texto: ‘Meriton salvó al Valencia CF del colapso y lo está volviendo a hacer grande’

Autor: desconocido. Aunque el hecho de que aparezca la figura de Anil Murthy en la fotografía que lo encabeza da a entender que cuenta con la aprobación del actual presidente del Valencia.

Ya desde el titular, detectamos un intento de asociar un buen momento en lo deportivo con el concepto de ‘recuperación de grandeza’. Un objetivo algo pretencioso para un club con 98 años de historia y muchos títulos en su palmarés (6 Ligas, 7 Copas del Rey, 3 Copas de la UEFA…). Por lo tanto, “lo está volviendo a hacer grande” no se ajusta a la realidad: el Valencia siempre fue grande. Y su afición ha vivido, disfrutado y contribuido a dicha grandeza.

Del mismo modo, la foto que abre la redacción (“Mestalla antes y después de Meriton”) deja al lector con más preguntas que respuestas: ¿qué sentido tiene mostrar el Mestalla de los noventa, gris y con lonas poco atractivas en su exterior, y compararlo con el actual, colorido y con lonas mejor diseñadas? Dicha comparativa no tiene en cuenta tres cosas: que dichas reformas estéticamente han costado un dineral; que, con el Mestalla ‘bonito’, no se han ganado títulos; y que, para empezar, el Valencia ya no debería estar en el viejo Mestalla, sino en proceso de construcción y traslado al nuevo estadio para su inauguración en el año del centenario. Un apunte relevante que, por desgracia, el autor ‘olvida’ mencionar en su texto.

Desde que Meriton tomó el control del Valencia CF, un cierto número de ‘falsos aficionados’ de distintos sectores ha intentado dominar las noticias sobre el VCF y ha vendido noticias falsas y mentiras a nuestros verdaderos seguidores.

Comenzar un comunicado sembrando la duda y estableciendo una brecha entre aficionados “falsos” y “verdaderos” no parece la mejor manera de velar por la paz social. Además, olvida mencionar que precisamente el proceso de venta al cabo del cual Meriton tomó el control del club estuvo trufado de dichas “noticias falsas y mentiras”.

Estos ‘falsos aficionados’ son ruidosos y están motivados por sus propios intereses, no por los del VCF, y ciertamente no por los intereses de los verdaderos aficionados, que forman la mayoría silenciosa.

Los “falsos aficionados” son ruidosos y tienen intereses “propios”, no como el presente texto editorial, que seguro pasará inadvertido y nadie leerá (total, la página oficial del Valencia apenas recibe visitas…) y es un producto literario que transpira paz, fraternidad y consenso. Hasta el momento, no hay nombres: si se hubiese apuntado a quiénes son esos “falsos” aficionados, acabaríamos antes.

A través de una serie de editoriales, explicaremos a nuestros verdaderos aficionados la verdad acerca de cómo Meriton salvó a este club del daño casi irreparable causado por las gestiones anteriores y lo ha llevado a su exitosa situación actual.

“Explicaremos la verdad” significa que la verdad no se ha explicado aún. Apunta a gestiones anteriores de causar un daño “irreparable”, pero sin concretar: ¿Salvo? ¿Llorente? ¿Soriano? ¿Soler? En lo que respecta a la “exitosa situación actual”, el equipo es segundo clasificado en la jornada 11 tras dos años seguidos terminando duodécimo. No se ha ganado ningún título, que sepamos… o quizá estábamos despistados cuando las masas salieron a celebrar a la plaza de Ayuntamiento una segunda plaza provisional en noviembre.

En la época previa a Meriton, egos fuera de lugar, mala administración y errores cometidos por gestores anteriores llevaron gradualmente a este club a problemas graves: deudas extremadamente altas, un estadio inacabado con más de una década de antigüedad, Porxinos, problemas fiscales, multas de la UE.

Los “egos fuera de lugar” también suelen escribir editoriales en la página oficial del club para sacar pecho. El resto de la información se ajusta a la realidad.

Algunos valencianos se aprovecharon de este club, a menudo para su satisfacción personal, a menudo por dinero, pero sin duda con la intención de beneficiar a un círculo muy reducido de personas.

No estaría de más concretar con nombres y apellidos.

Muchas personas fueron contratadas cuando no había trabajo.

Justificación de los despidos recientes de ‘curritos’ en áreas estratégicas del club, cuando la única realidad es que se están recortando en gastos de personal porque la situación económica no es buena. Pero hacerlo implica, en ocasiones, que el departamento encargado de la Comunicación quede en manos del presidente, como demuestra el actual texto.

La situación era tan mala que el VCF no podía pagar los salarios de los jugadores. La Academia VCF se estaba desangrando. La mayoría de la gente, especialmente los aficionados, sufrió. El VCF casi se muere.

Es cierto: tras el agujero de Juan Soler, en febrero 2009 la situación fue límite. Y que en la época de Llorente hubo recortes en la Academia.

Peter Lim invirtió más de 200 millones de su propio dinero para salvar este club. Ninguno de los ‘falsos aficionados’ que pretenden defender este club de Meriton y de Peter Lim puso dinero para salvar esta institución.

Se atribuye a los “falsos aficionados” la capacidad económica de comprar el club. Una sencilla concatenación de ideas: si criticas, eres “aficionado falso”. Y si no compraste el club, no tienes la potestad de criticar. ¿Y si en su día compraste acciones y te dejaste tus ahorros en ellas, pero no estás de acuerdo con como Meriton ha hecho las cosas? Pues a tragar.

Los ‘falsos aficionados’ han impulsado la historia de que el VCF siempre ha tenido excelentes récords deportivos antes de Meriton y que siempre debe estar en el top 4. Esto está lejos de la verdad. En los últimos 20 años, el VCF estuvo en el top 4 solo el 50% de las veces.

Técnicamente, el 50% de algo podría considerarse una mayoría. Con lo cual, en los últimos 20 años, la mayoría de las veces el Valencia ha estado en la cabeza de la Liga. Y de las últimas veinte temporadas, dieciséis acabaron con el VCF en puesto europeo; de las cuatro en que no, dos fueron con gestiones de Meriton. Y antes de Meriton el VCF amasó docena y media de trofeos; después de Meriton, ninguno. Ah, y se perdió el tercer puesto en la clasificación histórica de la Liga.

Durante las 3 temporadas anteriores a Meriton, el VCF se clasificó solo una vez para UEFA Champions League, con solo 61 puntos. En las últimas 3 temporadas bajo Meriton, el VCF se clasificó para la Champions e igualó su récord de 77 puntos en La Liga.

… y terminó duodécimo dos veces.

En las dos últimas temporadas, algunos de estos ‘falsos aficionados’ sabotearon la atmósfera en el vestuario.

¡Ya tenemos culpables! ¡Y nosotros pensábamos que designar a Gary Neville o a Pako Ayestarán podía tener algo que ver!

Atacaron el autobús del equipo y amenazaron a nuestros jugadores. En Mestalla, trataron de intimidar al equipo en lugar de ayudarlos como lo harían los verdaderos seguidores. Este intento cobarde y desvergonzado de debilitar a Meriton no funcionó y no funcionará.

Crítica a un sector de los Yomus y de la Curva Nord. Podrían haberlos mencionado directamente.

Hoy, el VCF está en el segundo puesto. Seleccionamos y comprometimos para el proyecto a dos grandes profesionales del fútbol español, Mateu Alemany y Marcelino, que han impulsado los cambios deportivos. Nuestros jugadores, muchos de los cuales habían estado en este club durante años, están rindiendo a niveles máximos.

Todo es cierto. Las cosas van bien. Pero una buena situación deportiva, de la que todo el mundo se alegra, no puede ser un pretexto para cargar contra la gente crítica que, precísamente, ha sido clave en forzar al máximo accionista a recapacitar sobre su modelo de gestión. Sin esa crítica y dando palmas a diario, no es impensable que el equipo hubiese caído a Segunda en alguna de las dos anteriores temporadas.

Le hablaremos a nuestros verdaderos aficionados directamente sobre lo que el VCF está haciendo. Reduciremos los intermediarios que trabajan para sus propios intereses y no los del club y sus aficionados. Tenemos muy claro que somos los únicos que lo haremos.

¿Podría estar refiriéndose a la prensa? En ese caso, el autor olvida que un sector muy concreto tuvo mucho que ver en generar una opinión positiva sobre Meriton y Lim mucho antes de que pusiera un sólo pie en Valencia. El mensaje oficialista retorna a la época en la que el club emitió más de 150 comunicados oficiales en poco más de un año, desmintiendo informaciones (muchas de ellas ciertas), atacando a medios de comunicación que no comulgaban con el pensamiento único y generando una estrategia de tensión y ‘agitprop’ que fracturó a la afición. Una senda peligrosa.

Peter Lim es propietario de Meriton. Meriton controla al VCF. Sabemos lo que estamos haciendo.

Quizá indicar que “ahora” saben lo que están haciendo sería algo más preciso. En las temporadas 2015-2016 y la 2016-2017, parecía todo lo contrario.

Meriton se va a centrar en construir la relación entre el VCF y nuestros verdaderos aficionados. Y juntos vamos a estar unidos detrás del entrenador y del equipo.

Fracturar a la masa social entre “falsos” y “verdaderos” aficionados, pero acabar el editorial con la palabra “unidos”. Gran uso de la paradoja por parte del autor.

CONCLUSIÓN Y VALORACIÓN PERSONAL

La más evidente es que el autor traza una raya en la arena: si me criticas, estás contra mí; y si estás contra mi, eres un “falso aficionado”. Peligrosa senda la de etiquetar al disidente o al que se opone a las decisiones de la gestión del club. Es directamente inexplicable que se confiera carácter editorial a un texto de estas características, dado que es más propio de unas declaraciones del presidente a la TV o radio oficiales del club. Muchos empleados a esta hora no están de acuerdo con su contenido, pero al final es el Valencia como institución el que suscribe un mensaje que fractura y aliena a una masa social que vivía un momento dulce por la buena marcha del equipo, tras dos años de sinsabores. En tiempo y forma, en definitiva, es una metedura de pata gigantesca que podría -esperemos que no- romper la armonía entre seguidores y equipo que había caracterizado la temporada hasta la fecha.

Sin comentarios

Publicar un comentario